Empresas privadas apuestan por la conservación de la selva amazónica con ARBIO Perú

Frente a la enorme problemática de deforestación presente en la selva amazónica del Perú, la organización ARBIO trabaja para conservar 916 hectáreas de bosque en Tambopata, Madre de Dios. Una labor de gran responsabilidad y riesgo ante la creciente demanda de madera dura como la del shihuahuaco, lo que conlleva a tener presencia constante de guardabosques para impedir el ingreso de taladores, quienes buscan principalmente estos árboles de más de 50 metros de altura.

Estudios realizados en los últimos años sobre la especie shihuahuaco han permitido generar evidencia de su longevidad e importancia en el ecosistema. En las expediciones científicas del equipo de ARBIO se han encontrado árboles de más de mil años, y se ha podido constatar el lento crecimiento de esta especie, lo que determina la insostenibilidad de su uso y extracción para fines maderables en la industria de la construcción.

Preocupados por los nuevos hallazgos sobre la depredación de la selva amazónica y el peligro que corren los últimos gigantes del bosque, diversas empresas privadas han tenido la iniciativa de participar activamente en la conservación de la selva.  Son empresas comprometidas con el desarrollo sostenible y que operan en sectores como turismo, alimentos, financiero, entre otros, entre ellas está la cadena de hoteles Ananay, Bio Amayu, BanBif y Fundación BBVA.

“El apoyo del sector corporativo nos ha dado un gran empuje en nuestra labor de conservación. Su participación no solo nos permite continuar con nuestros estudios sobre los árboles milenarios, si no que también ha sido crucial para darle continuidad al trabajo de monitoreo y protección que realizan nuestros guardabosques”, mencionó Tatiana Espinosa, fundadora de ARBIO.

El equipo de ARBIO Perú invita a las empresas interesadas en participar en la conservación del bosque, ingresando a su plataforma digital para seleccionar la cantidad de hectáreas que deseen proteger por un año. Pueden hacerlo a través de la página web https://www.arbioperu.org/protege-el-bosque/

Coexistir con el bosque es posible.   

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: